¿Tu hijo es inquieto o hiperkinético?

Movimientos permanentes y, en apariencia, sin un sentido claro, algunos de ellos de carácter temerario y riesgoso que pueden llevar a un accidente, sumado a falta de atención e impulsividad excesiva, son algunos de los síntomas de niños y niñas que presentan hiperkinesis o hiperkinesia, un trastorno que va mucho más allá de lo que se conoce como un niño inquieto.

“Es un cuadro clínico que se inicia en la edad temprana. Después, desde los 6 a 7 años, se denomina déficit atencional hiperactivo. Por eso los niños entran a primer año básico a los 6 años porque deben poder atender bien. La hiperkinesia es el aumento de los movimientos voluntarios que se transforman en movimientos involuntarios; por razones genéticas, en su gran mayoría, y también por problemas durante el embarazo, parto y al nacer”, explica la neuropediatra.

 

Conoce las Ofertas de productos y se parte del Club Cruz Verde.

 

¿Tu hijo es inquieto o hiperkinético?

¿Cómo se diferencian?

El carácter excesivo de la hiperactividad y la desatención a instrucciones o llamados a controlarse diferencian, principalmente, a un menor hiperkinético de otro inquieto.

Además del riesgo inmediato de un accidente, los niños con hiperkinesia muestran dificultad en su adaptación social y rendimiento escolar. “Pueden tener anotaciones, expulsión y abandono escolar, así como baja autoestima. Se ha visto que perjudica su vida, porque tienen más riesgo de adicciones y fracaso escolar si no se trata y apoya integralmente”, advierte la Dra. Perla David.

Diagnóstico y tratamiento

Ante los síntomas descritos, los padres o adultos a cargo de un pequeño con este perfil deben acudir a la consulta de un neurólogo infantil, quien evaluará el cuadro clínico, el que en ocasiones puede estar asociado con otros trastornos como déficit atencional e hiperactividad, lo que se conoce como trastornos mixtos.  “El déficit atencional mixto es asociación con trastornos específicos del aprendizaje y/o trastorno de  conducta”, precisa la Dra. David.

Luego, un sicólogo o siquiatra y un sicopedagogo son los especialistas que guiarán al menor y a los padres en la terapia conductual apropiada, junto con los manejos familiares y sociales necesarios para su bienestar.

Rol de los padres

La Dra. David explica el rol de la familia para acompañar y proteger al niño que presente este trastorno:

Medicamentos

Dependiendo del tipo de trastorno y la presencia de otros cuadros o enfermedades neurológicas, el médico tratante podrá prescribir medicamentos psicotrópicos, como metilfenidato o atomocetinas. “Se debe tener presente que cuando el diagnóstico indica asociaciones con síndromes ansiosos o depresivos se utilizan otros medicamentos”, acota la profesional.

Recuerda que ante la sospecha de hiperkinesis en un niño, la primera consulta médica debe ser con un neuropediatra, quien podrá derivar a un psicólogo, psiquiatra o psicopedagogo para un manejo integral del trastorno conductual.

Destacados

¿Por qué varía un virus?, ¿es normal que ello ocurra? Son algunas de las interrogantes que surgen ante las nuevas variantes del Sars-Cov-2. La Dra. Vivian Luchsinger, viróloga y académica de la U. de Chile, aclara estas dudas y entrega recomendaciones para evitar su contagio.
Usualmente el desarrollo de las inmunizaciones tarda varios años. El Dr. Miguel O´Ryan, infectólogo del Instituto Biomédico de la U. de Chile, explica por qué ha sido tan rápida -y a la vez segura para la población- la creación de las vacunas contra el Covid-19.
Es uno de nuestros platos típicos del verano y no hay nadie que se resista a su sabor. Acá te entregamos una receta menos calórica que la tradicional.