Alimentos que ayudan al Corazón

Son variados los Alimentos que ayudan al Corazón como las nueces, almendras, tomate, coles (como coliflor y brócoli), son algunos de los alimentos recomendados para bajar el colesterol malo. Revisa acá las sugerencias del nutricionista y académico de la Universidad de Santiago y U. Mayor, Pablo Espejo.

Una alimentación variada que logre un equilibrio en los nutrientes, es una de las principales recomendaciones para mantener una buena salud. Por lo mismo, las personas que presentan elevados índices de colesterol son quienes más debieran preocuparse de su alimentación.

Según Pablo Espejo, existen grupos de alimentos que favorecen la salud cardiovascular. “Las nueces son un gran aporte de omega 3, este es un ácido graso considerado protector cardiovascular. Las almendras también se encuentran en este grupo, además aportan hierro, calcio, magnesio y fibra”, señala el académico.

Alimentos que ayudan al Corazón

Dentro de los alimentos que también aportan Omega 3 se encuentran los frutos secos y los pescados azules, como sardina, atún o salmón.  “A pesar de que son alimentos altamente calóricos por su alto contenido de grasa, es recomendable consumirlos, al menos, una vez a la semana”.

Aumentar el consumo de verduras es fundamental si se quiere bajar los niveles de colesterol “malo” y elevar los que corresponde al “bueno”. En este sentido, una de las verduras recomendadas son las que pertenecen a la familia de las coles, es decir, coliflor, brócoli, repollo, entre otros. “Las coles aportan fitonutrientes, ácido fólico y tienen un efecto de reducción del colesterol”, enfatiza Pablo Espejo.

Conoce las Ofertas de productos y se parte del Club Cruz Verde.

El rol de los antioxidantes

De acuerdo al especialista, ciertos tipos de verduras como zanahoria y tomate (que contienen betacaroteno y licopeno, respectivamente), aportan antioxidantes, los cuales son muy importantes para el organismo, por lo que se aconseja consumirlos diariamente. “Los antioxidantes, en general, ayudan a mejorar el sistema circulatorio del cuerpo. Contribuye a que el cuerpo no tenga una inflamación importante y apoyen por ejemplo en un proceso arteriosclerótico que podría pasar en una enfermedad cardiovascular. Recordemos que una dislipidemia ocurre porque se oxida este colesterol malo, por lo tanto, al consumir antioxidantes generamos una pausa en este problema”, explica.

Los beneficios de las legumbres

Uno de los alimentos que más influye en la disminución del colesterol malo son las legumbres. “Además de entregar proteínas de muy buena calidad, aportan nutrientes como hierro, calcio, magnesio y vitaminas del complejo B. También son ricas en fibras que al ser metabolizadas tienen un efecto directo en la disminución del colesterol”.

¿Y las frutas?

Para obtener una ingesta importante de vitamina C y fibra, los berries y los frutos rojos son los indicados. Las uvas, por su lado, aportan antioxidantes.

Otro alimento que destaca como portador de vitaminas C, A y minerales como el magnesio, potasio y calcio es el ajo. “Ayuda a mejorar el sistema inmune y también la salud cardiovascular, ya que genera vasodilatación de las arterias. Lo recomendable es consumirlo diariamente, crudo y en porciones pequeñas”, finaliza.

Encuentra más productos para una Alimentación Saludable aquí.

¡Te invitamos a seguir estas sugerencias alimenticias y cuidar tu salud!

Destacados

Cómo evitar el nefasto picoteo entre comidas. Con estos snacks preparados en casa, olvídate de aquellos productos pocos saludables y altos en colesterol.
La glicemia elevada favorece un proceso inflamatorio que daña la pared de las arterias del corazón y del cerebro y acelera el proceso de aterosclerosis. De ahí la importancia de mantener los niveles de azúcar controlados, advierte el Dr. Juan Carlos Prieto, presidente de la Sociedad Chilena de Cardiología y Cirugía Cardiovascular.
Despedirse de las carnes rojas para siempre, puede ser muy difícil para algunos. La buena noticia es que existen cortes que no son perjudiciales para la salud. Mauricio Ríos, nutricionista y académico de la Universidad Católica, explica cuáles son buenos y cuáles debieras evitar.